Pequeña Escocia – Villel de Mesa

Hace muuucho, hará más de 15 años, que visitamos por última vez esta bonita y tranquila escuela de escalada deportiva del noreste de Guadalajara, situada entre los pueblos de Villel de Mesa y Mochales.

Actualmente cuenta con cerca de 100 vías equipadas sobre roca caliza. Son vías de un largo de hasta 25 metros como máximo, con grados variados que van desde Vº hasta 7c+, y también hay algún que otro octavo, para los más recios…

Los terrenos son privados por lo que se pide el máximo respeto en la zona; no atravesar sembrados, no dejar puertas abiertas, no tirar colillas ni otras basuras, no coger fruta de los árboles…

He encontrado unas fotos antiguas y con ellas voy ha publicar algunos artículos atrasados. Próximamente los cambiaré de fecha para que queden organizados en su época real. Este es de 2005.

Hay cinco sectores principales con diferentes orientaciones. Los sectores Primitivo y Postmoderno situados al norte del río Mesa tienen orientación sureste, por lo que tendremos sol por la mañana hasta pasado el mediodía. Al sur del río los sectores Carcharias y Viajes con orientaciones oeste y noroeste respectivamente tienen sol por la tarde, y finalmente el sector Retro con orientación nornoroeste que tiene sombra casi todo el día.

La escuela fue descubierta por escaladores maños, que empezaron equipando los primeros sectores; Primitivo, Postmoderno y Retro. Posteriormente, escaladores aragoneses cogieron el relevo y continuaron equipando algunas vías más. Hace algunos años, escaladores madrileños engrosaron el número de rutas de la zona hasta rondar la centena, añadiendo además los dos sectores que completan la escuela, Carcharias y Viajes.

La primera vez que fuimos, en marzo de 2005, acampamos en un pequeño prado donde, según la Desnivel Escuelas, estaba permitido. A la mañana siguiente mientras desayunábamos aparecieron un par de señores que educadamente nos dieron los buenos días. Uno de ellos nos dijo que era el dueño de los terrenos, fue muy amable y aseguró que se podía acampar sin problema. Hoy, mirando en Escalada Sostenible veo que recomiendan no acampar, aunque en Zonas de Escalada dicen que se puede acampar a la entrada del cañón, respetando los terrenos cultivados… 🙄

Concentro en este artículo las dos visitas que hicimos a la zona, ambas en 2005, la primera (en grupo) en marzo y la segunda (solos) en octubre. La primera, en marzo, empezamos en el sector Primitivo probando unos 6a’s por el centro de la pared.

Creo que esta vía podría ser «Babor (6a)»

Al rato nos movimos a la derecha, hasta el final del sector, donde había algunos sextos más. Comimos algo y mientras algunos se echaban la siesta, otros seguimos escalando.

Creo que esta vía era «La ciencia de la paciencia (6a)», vertical, con canto y disfrutona…

Pasamos un rato jugando al frisbee hasta que llegó la noche, y algunos empezaron a buscar víctima…

… y siempre hay uno que pica. Primero se acoplaba ahí para testar el aguante de la víctima, pero si le ibas dejando se metía hasta el fondo del saco, y contigo dentro, claro.

Ese mismo año, en octubre, nos volvimos a dejar caer por allí.

Llegamos al anochecer y para no complicarnos montamos la tienda en el mismo sitio que la otra vez.

A la mañana siguiente degustamos un copioso desayuno, jugamos un rato con Kako y su palo, y para aprovechar el sol de la mañana fuimos al mismo sector que la otra vez, el sector Primitivo.

Calentamos en las vías que ya conocíamos y también probamos alguna nueva…

Creo que una de las nuevas vías que probamos esta vez fue «Rana pringosa (6a+)»

Y acabamos de nuevo al final del sector, repitiendo «La ciencia de la paciencia» y probando también la de al lado, «Sangre del maligno (6a)».

Unos paseitos silvestres para terminar la jornada…

…y de vuelta a Madrid.

Dejo por aquí algunos enlaces útiles:

Aupa!

2475

Deja un comentario...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *